martes, 30 de abril de 2013

Wes Anderson para Prada

Los que me conocen saben de mi profunda admiración desde sus principios hacia el cine de Wes Anderson, no es ningún secreto. Siempre he dicho que las personas a las que les gustan sus películas somos afortunadas. Así que antes de que llegue a las salas su nuevo filme, 'The Grand Budapest Hotel', en proceso de postproducción y con un reparto de actores colosal, para variar, Wes Anderson, aquí una vez más con su amigo del alma Roman Coppola (la familia es siempre lo primero) dirigen esta pequeña historia para Prada que nos devuelve a la nouvelle vague francesa y que en cierto modo homenajea al clásico de Truffaut, 'Jules et Jim'.



Aquella película la protagonizaba también una de mis actrices favoritas, la inconfundible y bella Jeanne Moreau. Sin embargo, en esta ocasión tenemos a la no menos hermosa Léa Seydoux, a quien no deberíamos quitar ojo próximamente. En el corto, para promocionar la fragancia de Prada Candy L'Eau, tenemos a Candy en plena encrucijada sentimental por la Rive Gauche de París. El problema es que dos amigos están perdidamente enamorados de ella, y claro, la buena de Candy deberá decidir con cuál de los dos se queda. Para rematar el colofón, Wes Anderson nos pone como banda sonora al único e irrepetible Jacques Dutronc. ¿Alguien da más?