jueves, 10 de enero de 2008

Rememorando (Lori Meyers)

Estoy en pleno colapso mental, así lo digo. Llevo dos días que no sé lo que me pasa. No veo la noche ni la luz del día, tan sólo la pantalla de mi ordenador. Y yo soy de los que escribe siempre, estén o no inspirados. Mi propósito es avanzar lo máximo posible. Las correcciones ya vendrán, pero es que ni eso. En esta carrera contra el tiempo, necesito llegar al menos empatado, y voy perdiendo por mucho. Siempre fui buen fondista, por eso tengo esperanzas. Como no lo consiga se me va a desmontar todo lo programado.
En fin querido lector, perdón por esta pequeña introducción. No es que quisiera contar nada de esto, simplemente necesitaba escribirlo para ver si reacciono. Los tres paseos de ayer no fueron suficientes. Al menos hoy, en lo que va de mañana, he conseguido remontar algo el vuelo, pero sigo perdiendo.

Rememorando (Lori Meyers)
Ahora sí que sí, empezamos.
Esta mañana, a primera hora cuando me he duchado, me ha dado por poner uno de los cd's de temas variados que tengo y pasé al azar hasta la canción número 37 con la sorpresa para mí de que esta canción no la escuchaba... ¡desde el viernes pasado! Cuando mis amigos y yo nos quedamos solos en un bar que esperaba a que nos fuéramos para cerrar, pero nosotros le pedimos al que ponía la música una canción antes de irnos: Sus nuevos zapatos-Lori Meyers. Bien, pues este mismo tema ha vuelto a sonar con la diferencia de que hoy no estaba borracho, faltaría más que lo estuviera a las 8:30 de la mañana un jueves, ¿no?. El caso es que me han venido unos recuerdos a la mente mientras la escuchaba. Sí, el concierto de los Lori que vimos en verano, donde también cantaron esta canción, con todas las poperas y poperos, pero más que el momento de la canción, lo que he recordado fue esa conversación surrealista con Noni (voz-guitarra del grupo), y es que tras finalizar el concierto, nos quedamos bebiendo cervezas hasta altas horas de la madrugada hasta que en un momento dado, Noni, que también estaba por allí bebiendo o no sé qué, pasa por nuestro lado. Le pedimos que se haga una foto con nosotros, el tío va encantado, empezamos a hablar y hablar, bebiendo más, y pasándonos un porro que él mismo traía. Mantenemos una profunda conversación sobre fútbol, música, Granada 74, Manchester, Maldini (le recomendamos a Noni que hiciera una canción homenaje a Julio Maldonado, su nombre auténtico), yo le digo que su guitarra habla, que suena de puta madre, él me responde, " ¿cuál? ¿la mía? Pero si no hago más que aporrearla." Hablamos sobre muchas cosas, pero lo que estoy seguro que todos recordamos es el momento en el que nos cuenta su anécdota con Los Planetas en el autobús que les llevaba al Festival contemPOPránea. No la contaré aquí porque no lo considero apropiado. Eso quedará en nuestro recuerdo para siempre o hasta que padezcamos alzheimer.
Ya sólo quedábamos nosotros y ellos en el lugar del concierto. Todavía recuerdo cuando nos fuimos de allí, al mismo tiempo que ellos con su furgoneta de camino hacia el norte. Ellos, acompañados por sus chicas nos tocan el claxon, nosotros saludamos levantando las manos, ellos también. Grandes Lori Meyers, muy grandes. A ver para cuándo ese tercer álbum, y a ver para cuándo podemos ir a ver otro concierto y saludar a Noni una vez más.
Escuchar "Sus nuevos zapatos"

4 comentarios:

Scry dijo...

Nunca había oído el nombre de ese grupo...

Víctor.M dijo...

Y a qué esperas para escucharlos!!!! Por una parte entiendo que no los hayas oído nunca. Supongo que es lo que tiene ser un grupo indie, pero estos tíos son buenos, muy buenos.
En nuestro círculo de amigos, decir que no has escuchado alguna canción de Lori Meyers son 5 chupitos.

gato montés dijo...

la historia era que se ponian de farinato hasta las trancas joder con la autocensura

Víctor.M dijo...

Hala, pues como ya lo has desvelado, ya está, pues eso, que el gramo no llegaba al pueblo...